La ciudad que eras

The Fool 2

(Imagen de Aleksandra Walisewska)

A la ciudad que eras
la había invadido la tristeza,
cada vez se iba tornando
más oscura
(se desconoce si por alguna falla
eléctrica
o porque ibas apagando las luces
una por una),

incluso llovía con más frecuencia
(se desconoce si debido
a algún fenómeno atmosférico
o por tu deseo de hundirte
definitivamente),

incluso tu nombre de ciudad renombrada
se fue desvaneciendo de los mapas
(se desconoce si por lo borroso
de los letreros que te identificaban
o porque ya no querías
que nadie más te encontrara),

incluso tus altos edificios
se fueron derribando uno a uno
(se desconoce si por algún error
de cálculo de los ingenieros
o porque ya no soportabas
el esfuerzo de la verticalidad),

incluso el aire que se respiraba
al caminar por tus calles
se fue haciendo cada vez más denso
(se desconoce si debido
a la contaminación ambiental
o debido a la forma
en que la nostalgia iba asfixiándote).

A la ciudad que eras
parecía ya no quedarle nada
(se desconoce si por estar ya
completamente deshabitada
o porque fuiste tú
quien tuvo el arrebato
de abandonarla).

(Alejandro Rodríguez Morales)

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s